Compartir
“Hijos” – REVIEW de Supergirl 3.03 “Far From the Tree”
5 de 1 voto

Bienvenidos a una nueva reseña de la Chica de Acero. Este episodio cargado de emociones nos ofreció dos relaciones entre padres e hijos muy disfuncionales.

¡Alerta Spoilers! Esta reseña corresponde al episodio “Far From the Tree” y contiene spoilers si todavía no lo viste. 

En la temporada anterior de Supergirl, conocimos un poco sobre la historia de J’onn J’onnz cuando apareció M’gann en la Tierra. En esta ocasión, M’gann fue una excusa para mostrarnos la vida de J’onn en Marte. Creyendo que él era el último Marciano verde sobreviviente, vivió en la Tierra sin conocer la verdad sobre su padre, M’yrnn (interpretado por Carl Lumbly). Esto dio un giro de 180 grados en la vida de J’onn y me pareció muy agradable que se siga desarrollando su historia en la serie (¿acaso soy la única que piensa que Martian Munhunter se merece su spin-off?).

El conflicto de la resistencia marciana fue el telón de fondo para darnos más información sobre la vida de los J’onnz en Marte y cómo su relación padre-hijo iba más allá de las cuestiones políticas y las creencias. Engañado por doscientos años, M’yrnn tuvo que ser persuadido por Kara para abrir su mente y sus recuerdos y conectarse con su hijo, el cual él negaba por tantos engaños. Allí estaban sus recuerdos. El flashback del cumpleaños de J’onn, la complicidad con sus hijas, su hogar, su padre… Podrá ser Marte un planeta completamente diferente pero las relaciones de padre e hijo son fáciles de identificar.

Los fanáticos de DC probablemente reconocerán a Lumbly como la voz de J’onn en las caricaturas Justice League y Justice League Unlimited y demostró estar igualmente capacitado para interpretar a un héroe marciano en carne y hueso. La química en pantalla entre Lumbly y Harewood me emocionó. Si bien la forma marciana generada por CGI no es fácil de realizar para expresar sentimientos, Pero aunque este episodio todavía presentaba a Harewood y Lumbly en forma humana más que a la forma marciana, hubo un puñado de escenas cargadas con imágenes generadas por computadora que demostraron hasta dónde llegó el equipo de VFX en términos de darle a los marcianos emociones claras y tangibles muy bien logradas. El escenario marciano y la lucha contra los marcianos blancos dio cuenta de eso. Esta temporada, los guionistas nos muestran cualidades más suaves y sentimentales de J’onn que David Harewood supo interpretar con verosimilitud, tanto como su lado rudo en las temporadas anteriores.

Mientras tanto en la Tierra, Floriana Lima también tuvo muchas oportunidades para brillar esta semana, ya que ella también exploró un lado más vulnerable de su carácter normalmente temerario y resuelto. Me pareció apropiado que no hayan querido forzar un final feliz en una relación padre-hija que estaba casi rota. Este lado de la historia de Maggie como una hija discriminada por sus padres, abandonada en casa de una tía por su orientación sexual no está nada lejos de la realidad que vivimos hoy en día, lamentablemente para algunos. Nos mostraron la problemática relación de Maggie con su padre (Carlos Bernard), un hombre que reaparece en la vida de su hija conociendo sus hazañas como agente del FBI pero aún así sin reconocer y aceptar su historia de amor con Alex añadido a un anclaje en la vida actual de los inmigrantes mexicanos en EEUU. Una vez más, el show se pone el filtro político crítico. Un lindo guiño al pueblo mexicano fue escuchar a Maggie hablando en español con su papá, que a diferencia de los cómics, su nombre aquí es Margarita.

El desahogo de esta semana fue disfrutar a Kara más alegre y sin tanto llanto, sin ese drama y melancolía características de los primeros dos episodios que nos daba tanta lástima por ella. Fue un alivio volver a verla sonreír. Prácticamente todo lo que involucra a la nave espacial convertible de los años 50 de J’onn ayuda a dar un toque de ligereza a un episodio que de otra manera sería desalentador.

Este episodio marcó el camino al que se está dirigiendo la serie como una temporada dramática, con buenas cuotas de acción y respiros de comedia. Pero en cuanto a la historia en sí, no tuvimos grandes respuestas a la gran incógnita que nos dejó el season finale: ¿Dónde está Mon-El? Tampoco supimos más nada de Samantha y la evolución de sus poderes para convertirse en Reign, ¿será que comenzará una relación de amistad con Kara antes de la traición? Sin embargo, nos reiteraron la gran diferencia de planes a futuro para Alex y Maggie, lo que tendrá relación con la definitiva ruptura seguramente. Además, se abre una nueva línea sobre la historia de J’onn ahora con su padre M’yrnn viviendo con él en la Tierra lo cual espero ver su desarrollo pronto.

Cuéntanos qué te pareció el episodio en los comentarios. Nos leemos en la próxima reseña.

Mira la promo del nuevo episodio de Supergirl y las demás series del Arrowverse. Suscríbete a nuestro canal.

 

 

 

 

 

Pam

Amante de Superman y fan del Arrowverse. Me encanta escribir y ver series. A veces paso el tiempo haciendo música. Comunicóloga, argentina.

Comentarios

Comentar